TRATAMIENTO DE ROJECES O LESIONES VASCULARES

El láser se ha convertido en la mejor alternativa para el tratamiento de gran parte de las lesiones vasculares (telangiectasias o puntos rubí, arañas vasculares, cuperosis…) al ser un tratamiento eficaz, sencillo y con una alta tolerancia.

El láser vascular y el IPL tienen una alta afinidad por la hemoglobina que se encuentra en el interior de los vasos dilatados que se desean tratar, lo que nos permite actuar directamente sobre los glóbulos rojos produciendo una coagulación del vaso y su eliminación posterior, respetando al mismo tiempo la integridad de la piel.

En este tipo de lesiones es frecuente obtener buenos resultados con pocas sesiones de tratamiento. Sin embargo, es fundamental una adecuada valoración y diagnostico del grado y amplitud del problema vascular, descartando patologías de base más importantes y comprobando la necesidad de aplicar tratamientos complementarios para obtener los mejores resultados.

 

Realizamos  una valoración y diagnóstico completo antes de realizar cualquier tratamiento vascular. Elige confianza y seguridad.